By / 29th octubre, 2018 / Senderismo / No Comments

Una de nuestras rutas favoritas por el camero viejo es la que discurre por el hayedo de Monte Real, en Ajamil. Los hayedos son un espectáculo en todas las épocas, pero especialmente en mitad del otoño.

La ruta parte desde la pista de acceso al refugio de montaña “Pradito Gil”, pista que es perfectamente transitable en vehículo. Aparcaremos en alguna zona con espacio junto a la pista, cuando ya hayamos avanzado unos tres kilómetros desde Ajamil y estemos entrando en la zona de bosque más cerrado. Podéis tomar de referencia esta roca tan característica para ir buscando sitio para aparcar.

Una vez aparcados la ruta avanza por la propia pista durante varios kilómetros, en los que podremos disfrutar de las vistas del hayedo, del arroyo que baja por el barranco y de otros barrancos secundarios.

Dejaremos la pista que sube al refugio para cruzar el barranco y continuar cogiendo altura por la margen contraria del río, donde estaremos atentos a la entrada de la senda, marcada con un mojón de piedras en el suelo y alguna cinta.

En invierno también es un lugar perfecto para disfrutar de la nieve.

Seguiremos las cintas que marcan el camino, adentrándonos pronto en el hayedo y siguiendo la senda más obvia.

Iremos avanzando cruzando algunos arroyos y barrancos que bajan por la ladera, alternando zonas más abiertas con zonas de hayedo cerradas y con el río siempre de sonido de fondo. En la zona final iremos bajando entrando la zona de hayedo más cerrado, con zonas preciosas y donde merece la pena parar y buscar idílicos parajes junto al río.

Cruzaremos el arroyo por un pequeño puente de madera para continuar enseguida saliendo a la pista de partida. La ruta son 6,5 km que se hacen en unas dos horas más paradas, con un desnivel de 150 m y dificultad media. Ideal desde abril hasta final de otoño, en invierno es fácil encontrar nieve y bastante barro. Se puede alargar con otras sendas de la zona:

Tenéis track de la ruta en nuestro wikiloc:


Leave a Comment